Seleccionar página

ORIGEN: Gran Bretaña.

FECHA DE PUBLICACIÓN DEL ESTÁNDAR OFICIAL VÁLIDO: 28.07.2009.

UTILIZACIÓN: Perro cobrador de caza y para el disparo.

CLASIFICACIÓN FCI: Grupo 8 Perros cobradores de caza, Perros levantadores de caza, Perros de agua. Sección 1 Perros cobradores de caza. Con prueba de trabajo.

APARIENCIA GENERAL: Perro listo y activo, de talla mediana, con una expresión inteligente; es fuerte sin ser pesado, así como delgado sin ser falto de sustancia.

TEMPERAMENTO / COMPORTAMIENTO: Dotado de habilidad natural de perro de caza, así como de optimismo y amigabilidad que demuestra con el movimiento entusiasta de su cola. Confiado y bondadoso.

CABEZA: Larga y delicadamente moldeada.

REGIÓN CRANEAL: Cráneo: Aplanado y moderadamente ancho. Depresión naso-frontal (Stop): Ligera entre los ojos, que no debe ser acentuada, de tal forma que no le dé una apariencia caída o cóncava.

REGIÓN FACIAL: Trufa: De buen tamaño, con fosas nasales abiertas. Mandíbulas / Dientes: Maxilares largos y fuertes, capaces de sostener una liebre o un faisán.

Dentadura completa con mordida en tijera, es decir que la cara interna de los incisivos superiores esté en contacto con la cara externa de los incisivos inferiores y bien colocados en los maxilares. Dientes sanos y fuertes. Ojos: De tamaño mediano, de color marrón o avellana, con una expresión muy inteligente (los ojos redondos prominentes son altamente indeseables). No colocados oblicuamente. Orejas: Pequeñas y bien colocadas a los lados de la cabeza.

CUELLO: La cabeza bien colocada en el cuello que debe ser razonablemente largo y sin papada, simétrico y oblicuamente colocado en los hombros que descienden bien por la espalda lo que le permite buscar con facilidad la pista.

CUERPO: Lomo: Corto y cuadrado. Lomo mal acoplado altamente indeseable.

Pecho: Tórax profundo y moderadamente amplio, con el antepecho bien definido. Costillas anteriores moderadamente aplanadas. Deben ser bien desarrolladas hacia atrás, presentar una curvatura gradual y ser más arqueadas en el centro, aunque esta curvatura debe ser menos pronunciada hacia los cuartos traseros.

COLA: Corta, derecha y bien implantada, llevada alegremente pero nunca mucho más alta de la línea dorsal.

EXTREMIDADES

MIEMBROS ANTERIORES: Deben ser derechos y de buena osamenta en toda su extensión.

Codo: Debe moverse nítido y uniformemente a lo largo del pecho.

Pies anteriores: Bien redondos y fuertes, con dedos juntos y bien arqueados, así como almohadillas gruesas y fuertes.

MIEMBROS POSTERIORES: Musculosos, sin ninguna desviación.

Rodilla: Angulación moderada. Corvejones: Angulación moderada, bien descendidos. Corvejones de vaca altamente indeseables. FCI-St. N° 121 / 28.10.2009 4 Pies posteriores: Bien redondos y fuertes, con dedos juntos y bien arqueados, así como almohadillas gruesas y fuertes.

MOVIMIENTO: Libre y suelto, visto desde el frente y desde atrás debe ser en línea recta sin ninguna desviación. MANTO Pelo: Denso, de textura fina a mediana y de buena calidad, tan lacio como sea posible. Las extremidades y la cola deben tener suficientes flecos. Los flecos abundantes cuando el perro alcanza su madurez completan la elegancia de un buen ejemplar. Color: Únicamente negro o hígado.

TAMAÑO Y PESO: Altura a la cruz deseada: Machos : 59 – 61,5 cm (23-24 pulgadas). Hembras: 56,5 – 59 cm (21-23 pulgadas). Peso deseado en buena condición física: Machos: 27 – 36 kg (60-80 libras inglesas). Hembras: 25 – 32 kg (55-70 libras inglesas). FALTAS: Cualquier desviación de los criterios antes mencionados se considera como falta y la gravedad de ésta se considera al grado de la desviación al estándar y de sus consecuencias sobre la salud y el bienestar del perro, y de la capacidad del perro para llevar a cabo su trabajo tradicional.

FALTAS DESCALIFICANTES:

· Agresividad o extrema timidez.

· Cualquier perro mostrando claras señales de anormalidades físicas o de comportamiento debe ser descalificado.

Los machos deben tener dos testículos de apariencia normal completamente descendidos en el escroto.

· Sólo los perros funcionalmente y clínicamente saludables, con la conformación típica de la raza, deberán usarse para la crianza.