Seleccionar página

Los hurones fueron domesticados hace miles de años, provienen del turón europeo al que adiestraron para cazar conejos, y con el paso de tiempo estos pequeños animalitos han pasado a ser una de nuestras mascotas preferidas.

3170190999_c04a7e5167_b

 

Consideraciones previas

Son animales muy inquietos, juguetones y exploradores (les gusta meterse en escondrijos, si algún día los dejáis sueltos pueden aparecer dentro de la lavadora o en un cajón del armario…). Lo mejor es tenerlos vigilados.

La jaula para 1 único ejemplar tendrá unas dimensiones mínimas de 60x60x1 metro de largo; aunque lo mejor es tenerlos por parejas, entonces el largo de la jaula deberá ser mayor.

Viven entre 6 y 10 años

Tienen tendencia a coger los objetos que les gustan y esconderlos.

Educándolos bien, pueden llegar a  ser muy ordenados.

Enseña a tu hurón a no morder, esta costumbre puede eliminarse con un buen adiestramiento desde que son pequeños.

Lo recomendable es que duerman entre 18-20 horas. La oscuridad también ayuda a que su pelaje se mantenga brillante y sano…

 

¿Cuáles son sus cuidados básicos?

La desparasitación es muy importante. También vacunarlo contra el moquillo, enfermedad a la que tienen cierta predisposición;  y castrarlos para evitar la territorialidad y los olores.

Lo ideal es realizar semanalmente la limpieza de los oídos, su cepillado y el corte de uñas.

 

Alimentación

Son estríctamente carnívoros. Hoy en día en el mercado podemos encontrar comida específica para hurones, piensos ricos en proteínas de origen animal que es  lo mejor para estos peques.

 

¡Pon un hurón en tu vida!

 

¿Quieres tener un hurón como mascota?
5 (100%) 1 vote[s]

Shares
Share This