Seleccionar página

Ya sabemos lo particulares que son nuestros amigos nipones y lo que les encantan los animales.  Los cafés de gatos o el de conejos se han hecho muy populares allí, y ahora lo más reciente son los cafés de búhos, los Fukurou Café.

El Fukurou no Mise (“Tienda de búhos”) y el Tori no Iru Cafe (“Café con pájaros”), se hicieron famosos en 2012. A partir de entonces comenzaron a abrir otros como el Fukurou Sabou (“Casa de té de búhos”) en Tokyo, el Owl Family y Crew en Osaka.

En cada establecimiento se dan unas normas concretas, por ejemplo, en algunos cafés dejan que los búhos vuelen libremente por el lugar y las personas pueden tocarlos, mientras que en otros los animales están metidos en jaulas y no pueden ser tocados. En el Fukurou no Mise, que es el más antiguo de todos, sólo es posible acceder con reserva, ya que abre en turnos de 1 hora durante el día. Antes de poder ver a los búhos es necesario que pidamos algo para tomar y las 2 reglas de oro son no hacer fotografías con flash y no coger a los búhos que son bebés.

 

fukuro-no-mise-102

fukuro-no-mise-105

fukuro-no-mise-112

fukuro-no-mise-109

 

¿Por qué tienen tanto éxito estos cafés con animales en Japón? Tiene su razón cultural por supuesto… La mayoría de estos cafés están ubicados en grandes urbes como Tokio y Osaka, donde las personas viven en pequeños apartamentos donde no se admiten animales. Para los amantes de los gatos, conejos o búhos, ésta es una experiencia única, ya que les permiten tener contacto con la naturaleza, incluso tener una mascota por un ratito.

 

 

Shares
Share This